Quiénes somos

 

 

 

BONAI Madrid es un viaje. Un viaje y un sueño –hecho realidad-.

 

BONAI es el proyecto de vida de Aitor Gómez, un joven emprendedor al que su amor por el arte en general y la escritura en particular, lo llevaron a estudiar Periodismo. Durante aquellos años en la universidad, la curiosidad lo empujó a vivir países como Tailandia, Colombia, México, Camboya, Laos, Mozambique o Marruecos.

 

Sin embargo, hubo un lugar en el mundo que le marcaría de por vida. La India. Por sus diversos parajes estuvo viajando durante dos meses, descubriendo desde el inmaculado Taj Mahal, hasta las laberínticas calles de Varanasi. Desde el Templo Dorado de Amrishtar, en el norte, hasta los frondosos campos verdes de té (chai) de Munnar, en el sur.

 

Allí, descubrió la belleza de las piedras y metales preciosos, gracias a la enseñanza de diferentes artesanos que se cruzaron en su camino. En uno de aquellos talleres, conoció a una mujer. Su cara y sus manos estaban curtidas. Era la propietaria de su propio obrador.

 

Aitor se quedó horas mirando cómo aquella mujer se desenvolvía entre pequeñas herramientas. Su método de trabajo y su búsqueda de la belleza constante en cada pieza, lo dejaron abrumado.

 

Saniya era viuda y tras el fallecimiento de su marido cogió las riendas del taller para mantener a su familia. Aitor y ella entablaron una amistad de las que solo existen en los viajes. Ella le enseñó su manera de trabajar y le contaba episodios de su vida. Él relataba historias vividas en occidente. Amistades efímeras, pero capaces de cambiar el rumbo de una vida.

 

Tras varios días participando en los quehaceres del taller, era hora de partir a otro lugar. Ella se despidió con unas palabras que marcarían la vida de Aitor:  

He visto en tus ojos el amor en lo que haces. En India las mujeres no podemos elegir. Dirige tu vida a aquello que más te gusta y te sentirás agradecido”.

 

Tras varios meses, Aitor pudo digerir aquel viaje, con todas las emociones vividas, encontradas, y enterradas dentro de él. También pudo asumir las palabras de Saniya y decidió crear un nuevo futuro, fruto de los días tan felices que vivió allí. Dejó su trabajo de consultor de comunicación y se consagró a su nuevo proyecto. De aquel taller y de aquellas palabras, nació BONAI, un viaje y un sueño hecho realidad.

 

BONAI pretende empoderar el papel de la mujer a través de piezas de joyería/bisutería que las hagan sentirse más fuertes, confiadas y atractivas –si cabe aún-. BONAI pretende amplificar la voz de las mujeres para que puedan construir un futuro más justo, no solo en nuestro entorno más cercano, sino más allá de nuestras fronteras. Esta firma persigue honrar la memoria y el significado de aquel recuerdo.

 

BONAI es una firma de joyas dedicada a la mujer en todas sus versiones. Joven, adulta, mayor, rubia, morena, pelirroja. Alta, baja, delgada, curvy. Madre, soltera, casada. Hetero, LGTBI. Te queremos tal y como eres. Da igual quién seas.

 

En BONAI siempre podrás encontrar una joya que te haga sentir más cómoda, más guapa, más empoderada, más sensible, más fuerte, más salvaje, más increíble, más trabajadora, más heroína, de lo que ya eres. Sé la mejor versión de ti.

 

"When you support a small business, you are supporting a dream".